Domingo 22 de Mayo de 2022 | Santoral del día: Santa Joaquina de Vedruna y Santa Rita de Casia |
SÍGUENOS EN REDES SOCIALES:
Facebook Facebook Facebook YouTube Instagram Instagram WhatsApp WhatsApp: 55-3184-8080

TIENDA EN LÍNEA
Visita nuestra nueva tienda en línea con una amplia gama de productos religiosos exclusivos, traídos desde Medjugorje e Italia para ti.

¡IR A LA TIENDA!

COMPRA CON PAYPAL
Si ya cuentas con el presupuesto de lo que deseas comprar, haz clic aquí para realizar el pago.

¡CLIC AQUÍ PARA COMPRAR!

¡DONA HOY!
Ayúdanos a continuar con nuestra tarea de evangelización y apoyo a los más necesitados por medio de un donativo a nuestra Fundación.

¡Contáctanos para informes, dudas y peticiones!
 
TESTIMONIALES TESTIMONIALES
Conoce la opinión de los peregrinos sobre nuestras peregrinaciones
QUIENES SOMOS

QUIENES SOMOS
- Curriculum Vitae de Carlos Manero Cano
- Equipo de trabajo y colaboradores
- Cartas y bendiciones
- Directores espirituales
- Historia de la Fundación

MEDJUGORJE EN VIVO MEDJUGORJE EN VIVO
Desde Medjugorje a las 10 am. hora de Cd. de México, en tiempo real reza el Rosario, vive la aparición de Nuestra Señora y la Santa Misa.
VIAJES Y PEREGRINACIONES VIAJES Y PEREGRINACIONES
Salidas regulares cada dos meses.
CONFERENCIAS CONFERENCIAS
Invítanos a dar una Conferencia de Nuestra Señora María Reina de la Paz.
- Nuestras conferencias
- Confencias recientes
- Contáctanos

Pensamientos para acompañar a Jesús en el Huerto de los Olivos

Pensamientos para acompañar a Jesús en el Huerto de los OlivosEn la colección LUZ EN LA NOCHE, en el 3º fascículo, del Tema "JESÚS", escrito el 29 de octubre de 1959, páginas 32 y 33, encontramos:

"¡Así que en el alma de Cristo se daba, en un momento presente, el Infierno y el Cielo, todos los amores de todos los tiempos y todas las tristezas y desamores de todos los siglos! ¡Qué riqueza encierra en sí Jesús...! Parece que la mente se rompe ante la perfección de su naturaleza creada, que fue capaz de vivir, en una intensidad tan trascendente y en un mismo instante, todo el gozo que le proporcionaba la comunicación familiar que vivía con las divinas Personas, y por otra parte, el dolor del desamor de los hombres que Él representaba ante Dios.

¿Cómo podremos nosotros comprender el amor de Dios que tan incomprensiblemente, para nuestra mente humana, nos ama...? ¡De cuántas maneras...! ¡En cuánta intensidad...!

Para que no dudemos nunca del Amor infinito que, al amarnos, no se perdonó nada por nosotros. ¿Cómo podría Cristo, a un mismo tiempo, contener en sí todo el ímpetu infinito de la Divinidad que lo impulsaba irresistiblemente a comunicarse a los hombres, y todo el ímpetu escalofriante, en fuerza de rechazo, de la humanidad que le dice que "no"...? ¡Y Él en medio, como prensado, entre la donación de Dios y el rechazo de los hombres! Todo el vivir de Cristo en sus treinta y tres años fue una expresión amorosa de la vivencia y tragedia que tenía en su alma en deseos incontenibles de comunicarse. Y por eso la Eucaristía, la crucifixión y la muerte de Cristo con su resurrección gloriosa son la expresión deletreada del amor de Dios al hombre, que, llegando en su necesidad incontenible hasta el extremo, ardiendo en deseos, como Palabra infinita, de expresarnos y comunicarnos su misión, todo su ser dehombre reventó en sangre por todos sus poros en Getsemaní, explicándonos por todo su ser hasta dónde y cómo ama Dios cuando ama, y hasta dónde y cómo es capaz de expresarse el Amor Infinito cuando habla.

Así se te ha dado Dios en su amor infinito, a través de Cristo, en romance de amor. ¿Qué hará tu amor ante la Donación infinita que se hizo palabra para que tú le recibieras, le escucharas y fueras capaz de amarle y vivirle?"
Aunque Jesús siempre necesita nuestra compañía, cuanto más la noche del Jueves al Viernes Santo:

"María y José consolaron, en la medida de su capacidad, al Cristo del Padre. Pero ¿quién podrá penetrar la hondura, casi infinita, de la tragedia desamparadora y solitaria de la Luz no recibida...? Jesús, que, en su divinidad, como Verbo, sigue siendo el Eterno Acompañado en unión trinitaria -ya que donde mora una divina Persona moran las otras dos-, bajo el peso de la terribilidad espantosa de todos los pecados cayendo sobre Él, se sentía en la tierra el Solitario, el Desamparado, el Incomprendido. ¡Mi divino Solitario...! ¡El Solo...! ¡El que pasa su destierro en la soledad más terrible y espantosa por la ingratitud y el desamor de los suyos...! "Vino a los suyos y los suyos no le recibieron".

El Solo, con la terrible responsabilidad de la carga de todos los pecados que, al oponerse contra la santidad infinita del serse del Ser, han cerrado la puerta del Hogar divino, el cual será, por Cristo, nuestro solaz y nuestra mansión eterna. Si penetráramos en la hondura profunda de Cristo veríamos su escalofriante soledad. Jesús, ¡Tú sí que eres el Solo en país extraño... Te veo caminar, rodeado de las muchedumbres, en la amargura triste de tu alma solitaria...¡Oh, Jesús!, ante la vista de todos, pasaste por la tierra siendo el acompañado. Pero ante la mirada penetrante y purísima de tu Madre Inmaculada, que intuía en tu profundidad, eres vislumbrado en la soledad solitaria de tu alma santísima."

Autora: Trinidad de la Santa Madre Iglesia

Información relacionada:
Acceso rápido
Secciones destacadas
Redes sociales
Instagram
YouTube
Facebook